Alertan del peligro de incendio de las regletas: consejos para usar de forma segura tus enchufes

Las regletas se han convertido en un imprescindible para muchos hogares donde los enchufes se quedan cortos para la gran cantidad de dispositivos electrónicos que hay. Sin embargo, hay que tener cuidado con el lugar donde colocamos las regletas, tal y como alerta la Agencia de Seguridad y Emergencias de Madrid (ASEM) en Twitter.

Con el objetivo de evitar los incendios domésticos, la ASEM aconseja mantener las regletas alejadas de “elementos combustibles como cortinas o telas”. Además, también recomiendan no saturar las regletas a ser posible.

El exceso de dispositivos enchufados puede sobrecargar la regleta y, por lo tanto, los cables y componentes se pueden calentar demasiado y llegar a derretir el material aislante de seguridad. Esto supone un aumento del riesgo de cortocircuitos de los aparatos conectados.

Según un estudio la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), la principal causa de incendio en los hogares eran los fallos eléctricos. Por ello, es aconsejable desconectar los dispositivos que no se estén usando.

Las regletas convencionales suelen soportar hasta 2.200 vatios de potencia pico, es decir, no aguantan esos 2.200 W de manera continua, sino en momentos concretos. Sin embargo, para asegurarse de si la regleta aguanta esa cifra, hay que fijarse en la parte inferior.

En esa parte de la regleta, los fabricantes suelen especificar a potencia pico de la misma. Este valor es un cálculo aproximado, pero es necesario conocerlo para tratar de no sobrecargar el aparato.

No todos los dispositivos se deberían enchufar en una regleta, ya que su alto gasto de energía no soportaría que se conectasen otros aparatos. Los electrodomésticos que se deberían conectar directamente a la toma o utilizar un regulador de corriente serían:

Apúntate a nuestra newsletter y recibe en tu correo las últimas noticias sobre tecnología.

Zircon - This is a contributing Drupal Theme
Design by WeebPal.