Consejos de seguridad para manipular una olla a presión y evitar accidentes

20MINUTOS.ES

Olla a presión.

La olla exprés es una buena opción a la hora de cocinar, ya que es rápida y sana. Se ahorra tiempo y energía y se conservan mejor las vitaminas, pero conviene tener en cuenta ciertas normas de precaución para prevenir accidentes graves como el ocurrido recientemente en Olot.

Como instrumento culinario, por lo tanto, es una gran aliada en la cocina, pero también puede ser un arma letal. Te contamos los principales errores que se comente con las ollas express para tratar de evitarlos:

Errores y consejos

  • Llenarla con demasiada agua. Es el error principal ya que si rezuma y coge fuerza puede acabar explotando.
  • No cambiar las gomas con demasiada frecuencia. El buen mantenimiento de la olla a presión es extremadamente importante. Antes de usarla de nuevo siempre hay que fijarse en que el agujero por donde sale el vapor no esté obstruido, que las gomas estén limpias y que cada pieza encaje a la perfección. Las gomas hay que cambiarlas cada 6 meses si la olla se utiliza mucho, y si se utiliza poco, cada dos años.
  • No bajar el fuego al mínimo cuando coge fuerza. Otro de los errores que causa más accidentes es dejarla cocinando siempre a la misma temperatura, abandonarla en el fuego sin más, cuando lo correcto sería bajar el fuego cuando veamos que el vapor empieza a salir.
  • Abrirla cuando todavía está caliente. Hay que abrirla destapando primero el pitorro de donde sale el vapor y nunca intentar abrirla sin que salga este del todo. Para mayor seguridad, lo mejor es dejar reposar la olla cinco minutos antes de ejecutar la maniobra.
  • Limpiarla mal. Las altas temperaturas del lavavajillas pueden desgastar la goma, por lo que hay que lavarla a mano.
  • No hacer caso de los sonidos extraños. Los sonidos pueden ser un aviso de que algo va mal. Lo mejor es apagar el juego y dejar que la olla a presión se enfríe.
Zircon - This is a contributing Drupal Theme
Design by WeebPal.