La Covid amenaza con colapsar Reino Unido y los contagios repuntan por Europa: ¿qué países sufren la oleada?

La pandemia no ha terminado. La relativa calma vivida en las últimas semanas con los contagios a la baja y la vacunación ampliamente extendida a todos los mayores de 12 años en España se ha visto ligeramente perturbada por las cuatro últimas pequeñas subidas de la incidencia registradas en la última semana. Después de mantenerse a la baja desde julio, el pasado viernes subió de 40,52 a 40,85; este lunes subió a 42,51 (el martes bajó a 41,90) y este miércoles volvió a ascender a 43,15 casos por cada 100.000 habitantes. Este jueves la subida fue de apenas una décima.

"Es lógico que los casos aumenten a partir de este momento. En España estamos ahora en niveles muy bajos y más ya no van a bajar, sobre todo porque estamos relajando las medidas y por tanto es esperable una cierta subida. La clave es cómo va a ser esta subida y qué vamos a hacer. En Reino Unido no están actuando y se está descontrolando la pandemia. Esto nos puede pasar si no se actúa de la forma adecuada, aplicando las restricciones lógicas en cada momento", comenta el epidemiólogo Savador Macip.

La alerta llegó este miércoles desde Reino Unido, donde están viviendo un incremento de los contagios diarios (hasta 5.000), de las hospitalizaciones (1.000 al día) y la incidencia se sitúa en 600 casos por cada 100.000 habitantes. El país registra sus peores cifras de coronavirus de los últimos tres meses. Además desde allí se ha notificado igualmente la existencia de una variante "descendiente" de la delta, identificada como "AY.4.2" y, por lo que se sabe hasta ahora, un 15% más contagiosa. Esta nueva variante representa actualmente el 10% de los nuevos casos detectados.

Pero, ¿cuál es la situación epidemiológica en Europa? Según el último informe semanal del Centro Europeo para la Prevención y el Control de las Enfermedades (ECDC, por sus siglas en inglés), con datos actualizados hasta este viernes 22 de octubre, España es el segundo país con menor incidencia acumulada a 14 días por detrás Malta (47.6). En el otro extremo de la tabla se encuentran Letonia (1256), Lituania (1163) y Estonia (1086), seguidos por Rumanía (999).

"El panorama varía considerablemente entre países", reza el informe semanal del ECDC, que señala que las tasas de "alta o muy alta preocupación" que se concentran actualmente en los países más orientales coincide con estados miembro con las "tasas más bajas de aceptación de la vacunación". En Lituania se ha vacunado completamente el 71% de la población mayor de 18 años; en Letonia, el 56,3%; en Estonia, el 64,4%; y en Rumanía, el 35,6%.

El ECDC subraya en su último análisis semanal, con datos hasta el 10 de octubre, que la situación epidemiológica general en los países de la Unión Europea se caracteriza por una tasa de notificación de casos "alta y en aumento". Respecto a la tasa de mortalidad, señala que ha estado subiendo muy lentamente. Y advierte: todos los indicadores (número de contagios, hospitalizaciones, ingresos en UCI y muertes) "está previsto que incrementen durante las próximas dos semanas".

El mayor número de casos nuevos se concentra actualmente entre los menores de 15 años, que son precisamente los que menos vacunados están, pues las vacunas actualmente aprobadas por la Agencia Europea del Medicamento están autorizadas para usarse en personas mayores de 12 años. Sin embargo, "las tasas de notificación entre todos los demás grupos de edad han comenzado a aumentar nuevamente", advierten los expertos del ECDC.

La incidencia a nivel europeo se sitúa en 165,8 casos de covid-19 por cada 100.000 habitantes, mientras que la semana anterior era de 150,9. Esta tasa ha ido aumentando durante una semana. La tasa de mortalidad por a 14 días es de 20,4 muertes por cada millón de habitantes, en comparación con 18,1 muertes de la semana anterior. Además, de los 29 países con datos sobre ingresos u ocupación en hospitales y UCI, hasta la semana 40, 11 muestran una tendencia creciente en al menos uno de estos indicadores en comparación con la semana anterior.

En cuanto a las variantes que copan actualmente los nuevos contagios, el 99.9% de los detectados corresponden a la delta.

La viróloga del CSIC Margarita del Val ha explicado en RTVE este jueves que "no es de esperar que nos mantengamos en estos niveles [de incidencia en España] porque empezamos el otoño y nos metemos en interiores, y no todos los interiores están igual de ventilados. Los casos seguirán subiendo y cuanto más casos haya, más probabilidades habrá de desarrollar enfermedad grave", ha advertido.

La experta ha destacado que "el escenario será bastante distinto en cuanto a enfermedad grave" respecto a las pasadas olas, sobre todo hasta la quinta, pues la sexta ya se caracterizó por convivir con la vacuna y esta logró reducir drásticamente la mortalidad. Sin embargo, ha agregado, "para las personas no vacunadas, el riesgo es el mismo que hace seis meses o hace un año, esas personas y tienen que saber que el virus sigue circulando y que irán aumentando los contagios", al tiempo que ha recordado que si las personas no vacunadas son mayores tienen riesgo de sufrir la enfermedad grave y, si son jóvenes, tienen riesgo de padecer las secuelas de la covid.

Por otro lado, el Instituto Robert Koch (RKI) de virología ha advertido de cara a otoño e invierno de un posible rápido aumento de contagios con coronavirus en Alemania, donde la incidencia acumulada está en 95,1 nuevas infecciones por 100.000 habitantes en siete días, frente a las 68,7 de hace una semana. "Es de prever que durante el otoño y el invierno el aumento de los contagios se acelere", señala el RKI en su informe semanal, en el que destaca la tendencia al alza desde finales de septiembre de la incidencia acumulada, observable la semana pasada en todos los grupos de edad, a excepción de la franja entre los 5 y 9 años.

Fuera de España, algunos países han empezado a incrementar las restricciones. Por ejemplo, Bulgaria, donde la incidencia se sitúa en 402 casos por cada 100.000 habitantes, exige desde este jueves el certificado covid (vacuna, anticuerpos por infección o test negativo reciente) para poder visitar o trabajar en cines, restaurantes, bares y conciertos en interiores.

En Letonia, donde la media de contagios reportados alcanza cada día un nuevo máximo (2.200 en las últimas 24 horas), estudia la posibilidad de dictar un confinamiento estricto y toque de queda nocturno ante el incremento de los contagios y mientras solo un 50% de la población ha recibido la pauta completa de la vacunación.

En Rumanía impondrán a partir del próximo lunes un toque de queda nocturno en todo el país que afectará exclusivamente a las personas no vacunadas. El presidente rumano, Kluas Iohannis, ha calificado este jueves la situación como "catastrófica", con más de 570 fallecidos en 24 horas.

Rusia, donde se han superado los 34.000 contagios diarios y el millar de fallecimientos en 24 horas, ha declarado días no laborables retribuidos del 30 de octubre al 7 de noviembre para frenar el avance de la pandemia de coronavirus. En Moscú, dos días más, desde el 28 de octubre y con servicios esenciales cerrados. Las autoridades rusas observan un "crecimiento prácticamente simultáneo" de los contagios en todas las regiones. Durante la semana pasada se detectaron 222.241 nuevos casos de covid-19, un 15,5% más que en la anterior. Achacan el aumento de los casos no solo a la mayor agresividad de la variante delta y la coincidencia con la temporada de la gripe, sino también al bajo ritmo de vacunación (el 32,3% de la población con pauta completa), y el incumplimiento de las medidas sanitarias.

Además, el alcalde de la capital rusa, Serguéi Sobianin, anunció que después de las vacaciones forzosas, se bloquearán las tarjetas de transporte social de las personas mayores de 60 años y quienes padezcan de enfermedades crónicas para limitar los desplazamientos. Sin embargo, aquellos que estén vacunados podrán desbloquear sus tarjetas. Previamente el alcalde anunció la vuelta al teletrabajo de al menos el 30% de los trabajadores no vacunados contra el coronavirus y de los que no han pasado la enfermedad, y el autoaislamiento de los mayores de 60 años hasta febrero próximo.

En cambio, el Ejecutivo que dirige Boris Johnson en Reino Unido considera que de momento no es necesario el endurecimiento de las medidas de prevención y descarta recuperar la obligación de llevar mascarillas en interiores, una medida que sí han reclamado las autoridades médicas del país.

Zircon - This is a contributing Drupal Theme
Design by WeebPal.