El dilema de las agencias que viajan a países poco seguros: "Si no vamos donde Exteriores ve problemas, no iríamos a ningún sitio"

"Conviértete en un verdadero viajero intrépido". Así es cómo la agencia de viajes Trekking y Aventura busca atraer clientes para una excursión de varios días a una cordillera en el norte de Afganistán. Esta agencia es una de las pocas --con Last Places, Against Compass (Contra la Brújula) o Phototravel-- que en España se han especializado en organizar viajes a lugares remotos a los que el Ministerio de Exteriores recomienda no ir por seguridad. En sus programaciones de este verano de 2024, según muestran en sus páginas web, hay salidas a Chad, Etiopía, Siria, Papúa Nueva Guinea o Afganistán, el país donde el viernes unos terroristas de Estado Islámico asesinaron a seis extranjeros, tres de ellos españoles, por ser "turistas cristianos".

El sector de las agencias de viajes sostiene que "el turista español medio es miedoso". Lo perciben en el descenso de viajes a destinos en la órbita de zonas de conflicto, pero al mismo tiempo reconocen que existe un mercado minoritario, muy asentado, que trabaja para grupos pequeños de turistas dispuestos a adentrarse en lugares de interés étnico, natural y cultural recientemente inmersos en guerras, crisis humanitarias o afectados por terrorismo. Un nicho que en internet propone a día de hoy incursiones a Siria, a Oriente Medio o la Ucrania en guerra.

El Ministerio de Asuntos Exteriores español pone a disposición de los viajeros una web específica de consejos ante la planificación de viajes internacionales. En ella se lee que "ninguna región del mundo y ningún país están a salvo de posibles actos terroristas", así como que los viajes de ocio se hacen "bajo la responsabilidad de quien los realiza".

Países a los que no se recomienda viajar

En esa misma web, Exteriores incorpora de manera actualizada las posibles incidencias en la seguridad, país por país. De Afganistán dice ahora que se trata de un destino al que no se recomienda viajar "bajo ninguna circunstancia". Pero la lista de zonas que considera peligrosas es bastante más larga. Otros de los países que Exteriores recomienda "encarecidamente" no visitar, total o parcialmente, son: Corea del Norte, Chad, Eritrea, Haití, Irak, Irán, Libia, Níger, Gaza, Siria, Israel, Palestina, Sudán, Sudán del Sur, Somalia, Papúa Nueva Guinea, Ucrania y Yemen.

Una de las agencias españolas que organiza viajes a estos lugares, Against Compass (Contra la Brújula), explica en su página web que su especialidad son los "destinos épicos y totalmente inusuales". Y propone viajes a Siria, Irak, Arabia Saudí o Mauritania. Además, tiene uno agendado para el mes de agosto a Afganistán, de 16 días de duración y a partir de 3.250 euros. "Este viaje no es para todo el mundo, sino sólo para los más aventureros", reconocen sobre el destino de Asia Central.

Según la web de la agencia, cuyos responsables no han podido atender a las llamadas de este periódico, "Afganistán es mucho más que talibanes y guerra", el país es "un destino totalmente asombroso lleno de santuarios alucinantes, bazares históricos, personas de gran corazón y algunos de los paisajes más hipnotizantes que jamás se hayan visto". Y agregan, asimismo, que "el verano es la mejor época para visitar Bamiyán y el corredor de Waján", localidad del reciente atentado terrorista y destino de su próxima expedición para aventureros, respectivamente.

Primeras cancelaciones a Afganistán

Lo cierto es que el ataque de Bamiyán, en el centro de Afganistán, ha sido el primero contra turistas extranjeros desde la llegada de los talibanes al poder, en 2021. Estado Islámico ha reivindicado el asalto en un bazar en el que murieron tres catalanes, una mujer y su hija, farmacéuticas ambas, y un ingeniero jubilado de 63 años. Viajaban en un grupo formado por 13 extranjeros que había aterrizado el día anterior en la capital, Kabul. Todavía hay una mujer de Bilbao, octogenaria, ingresada en un hospital local recuperándose de las heridas del asalto.

El atentado ha dado al traste en pocas horas con la idea de Afganistán que tenían las pequeñas agencias para intrépidos, que en sus webs defienden con rotundidad que se trata de un destino seguro para el turismo. Así lo explican: "Antes de que los talibanes tomaran el control del país en el verano de 2021, el país atravesaba una guerra civil. Ahora que ya se han ido los estadounidenses y que el ejército afgano ya no lucha contra los talibanes, el país es seguro por fin, desde el punto de vista turístico".

Gonzalo Sáenz de Santamaría es el responsable de la agencia Phototravel, especializada en viajes y fotografía, y ha confirmado a 20minutos que acaba de cancelar el viaje que estaba organizando para junio por el norte de Afganistán. "Nos dedicamos a ir a países para conocer culturas remotas y salíamos a Kabul el 8 de junio. El viernes estuve preparando los visados, pero vamos a esperar a ver si se aclara lo ocurrido. Si ha sido el atentado de un loco o, desgraciadamente, comienzan otra vez a operar en el país grupos terroristas que llevaban años sin atentar".

Sáenz de Santamaría, con 12 años de experiencia en viajes de fotografía, puntualiza que ni su agencia, ni las anteriormente mencionadas, tienen como objetivo realizar viajes de riesgo. "Esto en ningún caso es así, pero si no fuéramos a donde Exteriores dice que hay problemas, no viajaríamos a ninguna parte del mundo", agrega. "Yo voy muchísimo a Papúa Nueva Guinea, y a Etiopía, donde no recomiendan ir, pero tiramos de guías de altísima experiencia y si la situación es peligrosa, nos lo dicen y no vamos. Me sucedió en febrero en Birmania, donde las cosas se pusieron tensas con un golpe militar", ahonda. Sobre Afganistán, el dueño de Phototravel calcula que el impass sin viajes durará "un largo tiempo, al menos un año, eso no se lo quita nadie".

Viajes a destinos "remotos e inexplorados"

El Gobierno de Afganistán es, sin embargo, el primero que está promocionando el turismo extranjero en una página web en la que se destacan los lugares a visitar, las comidas típicas y en el que, a día de hoy, no se menciona el atentado de Bamiyán, ciudad famosa por las enormes figuras de Buda talladas en un acantilado. El turismo está claramente en expansión en ese país, pero todavía se conceden escasos visados. Los únicos datos de turismo son del propio Gobierno, que señala que desde marzo de 2023 hasta marzo de este año recibió 5.000 extranjeros. La mayoría procede de la vecina China, por las buenas relaciones diplomáticas entre Pekín y el Gobierno de facto de los talibanes.

"Eso pasa siempre, es lógico, que se promocionan los países los primeros porque las agencias locales lo que quieren es vender. Ahora mismo no te puedes imaginar la de ofertas que tenemos de Israel, de agencias palestinas y hebreas, de ambas, diciendo que todo allí está fenomenal", explica Ana María Quiñones, de Viajes Próximo Oriente.

En su caso, después de organizar decenas de viajes a Siria, ya no hacen esas expediciones a Alepo, como también han dejado de hacerlas a Etiopía. "Cuando un destino de los que hacemos a nuestro juicio ya no es seguro no esperamos a lo que diga Exteriores. En Etiopía, que parece que no pasa nada, el norte es inestable, y ya no hacemos allí nuestros viajes de autor, aunque las agencias locales los sigan ofertando".

Quiñones ratifica que el turista español es miedoso. Pone de ejemplo lo que sucede con Jordania, "un país en el que no está pasando nada, pero está siendo la gran perjudicada del conflicto Israel-Gaza y el turismo ha bajado el 90%". Sobre el nicho de agencias que te llevan "al lugar al que tu madre no quiere que vayas" (lema de la agencia británica Young Pioneers Tours, especializada en Corea del Norte), Quiñones dice que "los colores son para los gustos. Hay a quien le gusta hacer alpinismo y no teme caerse y otros se quedan tomando el sol en la piscina, hay de todo". Eso sí, recuerda que ni el mejor de los seguros de viaje cubrirá actos de guerra o de terrorismo.

Mientras tanto, al menos en la página web, la agencia Last Places, que desde hace 25 años organiza excursiones a "los destinos más remotos e inexplorados" para "viajeros apasionados por la diversidad étnica, la cultura y la naturaleza" mantiene su próximo viaje a Afganistán. La salida a Kabul está programada para el 30 de mayo, cubre el norte del país, y cuesta 3.970 euros. Como también la web de Trekking y Aventuras Viajes ofrece una visita al país de los talibanes: esta vez de 22 días y por 4.200 euros, a visitar Little Pamir y el corredor de Waján.

Zircon - This is a contributing Drupal Theme
Design by WeebPal.