EE UU intenta deportar a las mujeres latinas que denunciaron esterilizaciones forzosas en un centro para inmigrantes

El gobierno de Estados Unidos está tratando de deportar a varias mujeres que denunciaron malos tratos y esterilizaciones forzosas por parte de un ginecólogo de Georgia en el centro de detención para migrantes del ICE (Immigration, Customs and Enforcement), según sus abogados.

Las autoridades han deportado ya a seis expacientes que presentaron quejas contra el doctor Mahendra Amin, quien ha sido acusado de operar a migrantes sin su consentimiento y de practicar procedimientos médicamente innecesarios que podrían afectar a su capacidad para tener hijos. Al menos otras siete internas del Centro de Detención del condado de Irwin, en Ocilla, Georgia, que denunciaron al médico recibieron el aviso de que podrían ser expulsadas del país pronto, apuntaron los abogados.

Los centros de detención del ICE en Estados Unidos son parecidos en funcionamiento a los centros CIE españoles. El doctor Amin, que trabaja en uno de estos lugares, fue denunciado por al menos 19 mujeres y, tras una revisión del caso por parte de un comité experto médico, se llegó a la conclusión de que el sanitario había cometido una serie de operaciones innecesarias a las mujeres, muchas de ellas sin consentimiento, dibujando un "patrón alarmante".

Según explica el diario Los Angeles Times, en el informe se manifiesta que "tanto el doctor Amin como el centro de detención referido se han aprovechado de la vulnerabilidad de las mujeres recluidas para presionarlas para que accediesen a recibir una atención médica desproporcionadamente agresiva, inapropiada y no consensuada".

La inmensa mayoría de mujeres operadas son latinas, negras y provenientes de África o Latinoamérica. Se les obligaba a tomar pastillas anticonceptivas y en las intervenciones quirúrgicas se les extirparon los órganos reproductivos como el útero, los ovarios y las trompas de Falopio. Amanda, una de las víctimas, aseguró despertarse encadenada a una cama y preguntó a la enfermera: "¿Sigo teniendo ovarios? ¿Podré tener hijos?", según recoge el medio californiano citado.

El gobierno de México anunció a finales de octubre que denunciará estos presuntos abusos médicos contra mexicanas en el citado centro de detención migratoria del condado de Irwin.

Mediante una nota informativa, la Cancillería mexicana indicó que hay identificadas nueve mujeres mexicanas que recibieron atención ginecológica por parte de Mahendra Amin. "De esas nueve mujeres, se ha determinado que tres fueron intervenidas quirúrgicamente, aunque en procedimientos distintos a una histerectomía (extirpación del útero). De las nueve, cinco están aún detenidas y cuatro ya se encuentran en México", se lee en la nota.

La Cancillería mexicana señaló que, con base en las averiguaciones llevadas hasta ahora, el grupo de abogados y el consulado en Atlanta (Georgia) han trazado una ruta para presentar denuncias por "dos principales actos de abusos y malas prácticas: procedimientos quirúrgicos sin pleno consentimiento informado y realización de procedimientos quirúrgicos innecesarios".

Zircon - This is a contributing Drupal Theme
Design by WeebPal.