Hiroshima pide la abolición de las armas nucleares en el 75 aniversario de la bomba que arrasó la ciudad

Hiroshima ha conmemorado este 6 de agosto el 75º aniversario del lanzamiento por parte de Estados Unidos de una bomba nuclear contra la ciudad japonesa para poner fin a la Segunda Guerra Mundial con un potente discurso a favor de la abolición de las armas nucleares.

Como cada año, se ha guardado un minuto de silencio a las 8.15, exactamente la misma hora en la que 'Little Boy', apodo que los científicos estadounidense dieron a esta bomba nuclear, cayó sobre Hiroshima causando la muerte instantánea de 70.000 personas, hiriendo a otras decenas de miles y arrasando por completo el lugar. Después del minuto de silencio algunas personas lanzaron al agua pétalos de flores blancas y rojas.

La ceremonia de este año se desarrolló con un número menor de participantes que otras veces para evitar contagios por la pandemia de coronavirus, lo que provocó que líderes internacionales no pudieran asistir e hicieran acto de presencia mediante mensajes de vídeo.

En años anteriores, la conmemoración en Hiroshima terminaba con el lanzamiento al río Motoyasu de unas linternas flotantes de papel con mensajes de paz, pero esta popular tradición fue cancelada para evitar contagios.

El alcalde de Hiroshima, Kazumi Matsui, ha aprovechado el acto conmemorativo de este año para advertir en contra de la carrera armamentística, también nuclear, que han reavivado las nuevas dinámicas de poder en el tablero internacional, marcadas por la rivalidad entre Estados Unidos y China.

Según datos del Comité Internacional de Cruz Roja (CICR), se estima que actualmente hay más de 14.000 bombas nucleares en todo el mundo, algunas de las cuales tienen un poder "decenas de veces más grande" que las lanzadas contra Hiroshima y Nagasaki, que tres días después, el 9 de agosto de 1945, también sufriría un ataque con una bomba nuclear.

Matsui también ha lanzando un mensaje en clave nacional exigiendo al Gobierno de Japón que se adhiera al Tratado para la Prohibición de las Armas Nucleares, adoptado en 2017 y que solo tiene 40 de las 50 ratificaciones que necesita para entrar en vigor. Paradojicamente, Japón no es uno de los estados parte.

El primer ministro nipón, Shinzo Abe, no ha contestado a Matsui durante su intervención en el acto conmemorativo pero sí ha abogado igualmente por alcanzar un consenso internacional sobre las armas nucleares. Cada país debe "eliminar el sentimiento de desconfianza (hacia los otros) mediante una implicación mutua y el diálogo", ha planteado el jefe de Gobierno, según informa la agencia de noticias Kiodo.

Zircon - This is a contributing Drupal Theme
Design by WeebPal.