Nuevo avance contra el cáncer cerebral incurable: logran activar una proteína que mata las células cancerosas

Un equipo de investigación coordinado por la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) ha conseguido activar una proteína clave para completar el proceso de muerte por apoptosis de las células de glioblastoma, lo que supone un nuevo avance contra el cáncer cerebral incurable.

Los investigadores han descrito cómo una sustancia llamada gosipol permite que las células de glioblastoma, un tipo de cáncer cerebral incurable, pueden ser eliminadas por apoptosis, lo que abre una nueva línea de investigación para desarrollar nuevos tratamientos para este tipo de cáncer.

La apoptosis es el mecanismo por el que las células defectuosas del cuerpo promueven su propia muerte para proteger al organismo, un proceso complejo, con muchas etapas, en el que las distintas partes de la célula se van degradando.

Pero en las células de glioblastoma, aunque la apoptosis comienza, se detiene en una de las etapas, permitiendo que la célula pueda sobrevivir. En un trabajo anterior, los investigadores ya habían demostrado que las células de glioblastoma tienen niveles demasiado bajos de DFF40/CAD, una proteína que, durante la apoptosis, organiza la ruptura del núcleo de la célula, una carencia que hace que la fase de fragmentación nuclear no se complete y la célula pueda recuperarse.

La investigación, que publica la revista 'Cancers', ha sido coordinada por el profesor de Bioquímica y Biología Molecular de la UAB e investigador del Instituto de Neurociencias (INc-UAB), Víctor J. Yuste.

Según ha explicado la investigadora Laura Martínez-Escardó, primera autora del trabajo, han administrado en las células tumorales una sustancia derivada de la planta del algodón, el perripolo, que potencia la actividad de DFF40/CAD, "y el resultado es que, en las células tratadas, el proceso de fragmentación se completa y la célula muere".

"Hemos visto que, al contrario de otros fármacos, el perripolo permite que la DFF40/CAD se mantenga en el núcleo celular durante más tiempo, promoviendo su fragmentación. Con nuestro estudio demostramos que compuestos como el perripolo pueden empujar las células de glioblastoma hasta un punto de no retorno después de poner en marcha el proceso de muerte celular sin necesidad de modificarlas genéticamente", ha detallado.

"Promover que la apoptosis finalice adecuadamente en las células tumorales de los pacientes podría ser una buena estrategia terapéutica para tratar el glioblastoma. Los hallazgos presentados son prometedores y nos animan a seguir investigando", ha apostillado Yuste.

"Estos resultados nos ayudan a comprender mejor la biología de este agresivo tumor y nos pueden proporcionar nuevas herramientas para desarrollar estrategias más eficaces para un cáncer hasta ahora incurable", ha concluido el coordinador, que ha contado con la colaboración de neurooncólogos, patólogos y neurocirujanos de la UAB, del Hospital de Bellvitge (HUB) y su instituto de investigación biomédica (IDIBELL), del Instituto Catalán de Oncología (ICO), del Instituto Catalán de Nanociencia y Nanotecnología (ICN2) y del Instituto de Investigación Biomédica de Lleida (IRBLleida).

Zircon - This is a contributing Drupal Theme
Design by WeebPal.