La variante Omicron del coronavirus "probablemente sea un 500% más contagiosa" que el virus original

La nueva variante del coronavirus detectada por primera vez en Sudáfrica y bautizada con el nombre de Omicron ha vuelto a encender las alarmas en Europa, donde ya se han detectado los primeros casos, mientras que en otros lugares como EE UU ya dan por hecho que se encuentra circulando en ese país. Además, expertos estadounidenses como el prestigioso epidemiólogo Eric Feigl-Ding ya ha advertido de que es "potencialmente un 500% más infecciosa" que el virus original.

Este viernes, el grupo de expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) reconocía que se trata de una "variante de riesgo", posiblemente más contagiosa, y admitía también que algunas de las nuevas mutaciones de Omicron parecen sugerir una todavía mayor capacidad de transmisión que cepas anteriores, con casos detectados "en casi todas las provincias sudafricanas".

Sobre estas afirmaciones de la OMS se ha pronunciado el epidemiólogo estadounidense Eric Feigl-Ding, que ha subrayado algunos de los puntos clave a los que ha llegado la OMS sobre Omicron: existe un mayor riesgo de reinfección, ha aumentado en casi todas las provincias de Sudáfrica y "puede tener una ventaja de crecimiento", lo que significa una "ventaja infecciosa". Esa capacidad de infectar, aclara el experto, es "potencialmente un 500% mayor, según los primeros datos", ha añadido. "Esto no pinta bien", ha valorado en una serie de mensajes publicados en Twitter.

En opinión de Feigl-Ding, las restricciones de viaje que muchos países han comenzado a aplicar en cadena "podrían llegar demasiado tarde". En el caso detectado en Bélgica, apunta, ni siquiera viajó a Sudáfrica: "Esto significa que el virus definitivamente ha escapado de la región sin ser detectado", indica.

Una de las causas por las que esta variante ha podido transmitirse con esa facilidad reside en que "es increíblemente difícil" de detectar.

Un claro ejemplo de ello sería el caso de un viajero que voló de Sudáfrica a Hong Kong, donde se detectó el virus al cuarto día de cuarentena y después de un segundo PCR. Este caso provocó una infección cruzada en otra persona que se encontraba aislada al otro lado del pasillo del mismo hotel, y que dio positivo al octavo día, en el cuarto PCR. Ambos estaban vacunados con Pfizer, ha resaltado este epidemiólogo.

Por su parte, el asesor jefe del Gobierno estadounidense para cuestiones médicas, Anthony Fauci, ha admitido este sábado que es posible que esta nueva variante de la Covid-19 ya haya llegado a EE UU, aunque aún no haya sido detectada.

"No me sorprendería que estuviese aquí y no la hayamos detectado todavía. Cuando tienes un virus que se transmite con tanta facilidad y ya hay casos en otros países a consecuencia de los viajes, casi invariablemente terminará llegando a todas partes", ha dicho Fauci en una entrevista en la cadena NBC.

Este viernes, la gobernadora de Nueva York, Kathy Hochul, fue la primera en declarar un estado de emergencia por la nueva variante, que entrará en vigor el 3 de diciembre y se alargará hasta, por lo menos, el 15 de enero.

Con esta medida, Hochul busca aumentar la capacidad de respuesta de los hospitales contra la Covid-19 mediante la prohibición de llevar a cabo actuaciones no esenciales si se dan determinadas circunstancias y ampliar la capacidad del Gobierno estatal para comprar suministros médicos de emergencia.

La detección de esta nueva variante en el África austral preocupa a la comunidad científica porque presenta una amalgama de más de 30 mutaciones que, si bien algunas ya se habían observado en otras variantes, como la beta, esta es la primera vez que se ven juntas.

Zircon - This is a contributing Drupal Theme
Design by WeebPal.